El mercado inmobiliario se estabiliza en Marbella

Compartir Pia Arrieta | Oct 24 2016

Hay una razón por la cual el mercado inmobiliario es visto como uno de los indicadores económicos más importantes para una región, ya que refleja el ciclo de la economía de forma acertada, siendo la construcción de obra nueva una referencia muy precisa para el flujo de dinero y el sentimiento de los inversores. En Marbella ocurre lo mismo, y hemos visto los distintos ciclos de crecimiento y recesión durante años y años.

Hemos presenciado el crecimiento en los años ochenta, seguido por la dura recesión de principio de los noventa, y su fuerte recuperación, que dio paso a una de las mayores explosiones en la historia de la Costa del Sol. Durante todo este periodo, el mercado inmobiliario fue conocido un “mercado para vendedores”, puesto que la demanda era tan alta que el poder estaba volcado en los propietarios, quienes ejercían su voluntad ante la falta de producto. Ante tales circunstancias los precios crecían rápidamente, y los potenciales compradores perdían su objetivo, atrapados en sus ansias de concretar una operación.

Naturalmente este fenómeno no estaba limitado solo al mercado inmobiliario, pero sí podemos decir sin temor a equivocarnos, que es un ejemplo perfecto para explicar el ciclo económico, y el origen de las burbujas inmobiliarias alrededor del globo. La crisis financiera posterior que arrastro al sector inmobiliario, golpeo de forma dura a la ciudad de Marbella y durante el periodo 2008-2013 se transformo en lo que llamaríamos un “mercado para compradores”, en el cual los potenciales compradores, y en particular aquellos con liquides, ostentaron el poder debido a la amplia oferta de propiedades en venta con grandes descuentos.

Pues bien, aquellos días han pasado ya, y transitamos un mercado inmobiliario dinámico y que resurge sólidamente, aunque aún es pronto para decir que hemos vuelto a un mercado para “vendedores”. Si podemos afirmar que el crecimiento del sector es firme y sostenido, y que no se vislumbra en el horizonte a corto y medio plazo un recalentamiento de la industria inmobiliaria. Los precios crecen año a año de forma regular, pero no excesiva, lo que nos permite hacer una lectura optimista y definir al actual como un “mercado balanceado”, en el que ni compradores ni vendedores ostentan el poder, que está distribuido en ambas partes. A pesar de que muchos protagonistas ansían otro boom inmobiliario, la mayoría coincide en que esta situación de “balance” entre oferta y demanda favorece en el medio y largo plazo la situación del sector en particular y de Marbella en general.

DM Properties │ Knight Frank tiene muchos años de experiencia en el sector como una empresa líder en el sector de lujo, con un prestigio sin igual en el sector inmobiliario marbellí. Si desea información sobre cómo comprar propiedades en Marbella, por favor no dude en ponerse en contacto con nosotros.


  • Compartir artículo