Marbella se pone del lado de los propietarios

Compartir Diana Morales | Dic 14 2010

En una rueda de prensa que tuvo lugar en Noviembre, el ayuntamiento de Marbella hizo pública su intención de no ejecutar las 900 sentencias de derribo pendientes.

Marbella se pone del lado de los propietarios

Alguna gente encuentran este enfoque un tanto pragmático pero el ayuntamiento de Marbella cree que ha sido el nuevo PGOU, que hace medio año que se aprobó, el que ha causado la toma de esta decisión.

“No es que no queramos cumplir las sentencias firmes que anulan las licencias de obras” dice la alcaidesa Ángeles Muñoz, “sino que el Plan prevé otra realidad y estamos absolutamente convencidos de que el futuro de Marbella pasa por ahí,”.

Una Nueva Dirección
Básicamente, el ayuntamiento cree que el PGOU crea una estructura legal a través de la cual las 16,500 viviendas ilegales construidas en Marbella, y especialmente las 5,000 propiedades afectadas por sentencias de demolición previas, pueden ser legalizadas. Es en efecto un enfoque pragmático, pero es uno en el que las autoridades prefieren legalizar las propiedades afectadas como parte del esfuerzo para normalizar el Mercado local y conseguir que el estoc de propiedades quede bajo parámetros legales.

En vez de seguir el camino de intentar ejecutar sentencias destructivas y costosas contra los dueños de propiedades, que fueron en la mayoría de los casos víctimas de una situación en las que promociones fueron vendidas sin los permisos y licencia apropiadas, el ayuntamiento está trabajando dentro del marco legal creado por el nuevo PGOU para normalizar la situación existente y trabajar para evitar situaciones similares en el futuro.

De Cara al Futuro
“Es un paso decisivo en el camino que iniciamos hace tres años y medio para la recuperación de la credibilidad y la normalización institucional,” dijo Muñoz. En referencia al consenso que existe con las autoridades regionales y locales sobre este tema, añadió “No tendría ningún sentido demoler 5.000 viviendas, sobre todo cuando se encuentran habitadas por familias, terceros de buena fe, que han tenido todos los parabienes de las diferentes administraciones”.

Habiendo trabajado duro para crear un marco legal diseñado para evitar construcciones ilegales en el futuro, el ayuntamiento de Marbella y la Junta de Andalucía también quisieron que el PGOU ofreciera simultáneamente una alternativa más práctica a la demolición. “…ahora que tenemos un Plan que permite esa alternativa no podemos ejecutar esas sentencias…”

Evitar cometer los mismos errores
Al preguntarle por la voluntad de no volver a cometer los mismos errores del pasado en cuanto a planeamiento urbanístico, Muñoz comentó: “…se ha aprobado un Plan General que está vigente, que es legal y que contempla otra salida…” El Plan General no solo incluye legalizar y evitar las demoliciones de miles de propiedades sino que también crea un sistema de compensación para restituir zonas verdes y espacios públicos perdidos durante los años de construcción desenfrenada.

Artículo completo en diariosur.es


  • Compartir artículo