España se recupera de la crisis

Compartir Pia Arrieta | Nov 7 2013

Mientras que ciertas zonas del país, en especial Marbella, han mostrado fuertes signos de recuperación desde el año pasado, se espera que España en su conjunto salga de la recesión en el cuarto trimestre de 2013. En realidad lo ha venido demostrando en el trimestre anterior, registrando un pequeño crecimiento del 0,1% en el periodo de julio a septiembre, que erradicó una contracción del 0,1% en el período anterior. Una aceleración de este crecimiento está prevista para el último trimestre del año, casi anulando cualquier crecimiento negativo registrado durante el primer semestre de 2013.

España se recupera de la crisis

Esto permitirá al país comenzar el nuevo año haciendo borrón y cuenta nueva, después de un largo período de más de dos años en los que la economía española ha pasado por uno de sus peores momentos. Si bien la nuestra puede ser una recuperación más lenta que la de la mayoría de países de Europa, todo indica que lo peor ha terminado. El sistema financiero europeo se ha estabilizado, y ahora a través de la capacidad prácticamente ilimitada del Banco Central Europeo para comprar bonos nacionales de los países que necesitan una inyección de capital, la zona euro ha encontrado sus propios medios de flexibilización cuantitativa.

España ha aprendido la lección de que en el futuro la mayor parte de su progreso dependerá de su capacidad de exportar con éxito sus productos y servicios a un mercado global, y los líderes nacionales actuales han comenzado a allanar el camino para sus sucesores. Esto es especialmente cierto en sectores tales como el sanitario, el de los materiales de construcción, textil y de productos agrícolas; mientras que las cadenas de supermercados, el software y las energías alternativas también están haciendo su contribución a una rápida mejora de la balanza comercial. Aún hay mucho trabajo por hacer, por así decirlo, pero vamos en la dirección correcta.

El turismo es otro sector que ha estado liderando el camino hacia la recuperación, con los destinos de calidad, como Marbella batiendo récords de forma consecutiva durante los tres últimos años. El mercado inmobiliario también está mostrando signos de recuperación, sobre todo en lugares deseados, como Mallorca y Marbella, donde el número de propiedades sin vender, en gran parte ha sido absorbido por el constante aumento de la demanda y los precios que se están estabilizando. Muchas propiedades permanecen en el mercado sin ser vendidas en las zonas menos atractivas, pero en Marbella la oferta sigue siendo abundante y los precios siguen estando bajo presión con el fin de atraer a un público comprador. Aun así, la inversión extranjera directa en el sector inmobiliario español superó los 2,8 millones de euros, la cifra más alta registrada en nueve años. Existen informes que indican que los fondos de inversión extranjeros podrían estar preparándose para gastar más de 14 millones de euros en España en los próximos años.

En ciudades como Marbella, la tasa de desempleo sigue cayendo, situándose ahora en niveles muy por debajo de la media nacional. Aunque la provincia de Málaga comenzó con un nivel de desempleo (34%) por encima de la media nacional, también ha visto un aumento en los niveles de empleo, desde que la recesión se afianzara en 2009. Las perspectivas para el año que viene prometen un crecimiento alentador en la tasa de empleo en la provincia y la ciudad en su conjunto, sin duda impulsado por la fortaleza de la reactivación de Marbella y sus proyectos a gran escala, como la construcción inminente de un nuevo puerto deportivo y una terminal de cruceros.

Después de unos años difíciles, parece que España está saliendo de la sombra de la crisis.


  • Compartir artículo