odisea del tango

El tango, la pasión de un país

Compartir Pia Arrieta | Jun 17 2014

Este baile, considerado la máxima expresión de las pasiones ardientes, penetra tanto en los participantes como en los espectadores. Te invitamos a compartir esta experiencia en la Odisea del Tango, un viaje sensorial a través de su historia ofrecido por Música con Encanto y patrocinado por DM Properties.

Se celebrará el sábado 12 de julio en la Sala María Cristina del Centro de Divulgación Musical del Mediterráneo, de Málaga. El evento empieza a las 21:00 horas y promete una experiencia inolvidable. Las entradas cuestan 20 euros. Información y reservas: 689 000 944.

odisea del tango

El tango está indisolublemente asociado con Argentina. Sin embargo, este país ha recibido la influencia de numerosas culturas de las que se ha impregnado. Argentina, una tierra de llanuras abiertas con los gauchos dedicados a la cría de ganado, se caracteriza, en gran medida, por ser una nación dominada por su gran capital, Buenos Aires. Esta ciudad portuaria, con sus cafés de estilo parisino y amplias avenidas, se identificó por los barrios de inmigrantes que se agolpaban cerca del puerto. Es aquí donde el tango evolucionó a partir de una mezcla de estilos musicales europeos, la melancolía de la vida portuaria y una rica tradición de baile de América del Sur cargada de ritmos africanos.

Cuando empezó a surgir de entre una amplia gama de danzas relativamente inexploradas en la segunda mitad del siglo XIX, el tango representaba el sentir del marinero, de los pobres inmigrantes y de aquellos para los que los sueños se habían teñido de decepción. Aunque fundamentalmente representa el auge y la caída del amor, la pasión y el desengaño entre un hombre y una mujer, esta expresión artística refleja también las realidades sociales, apelando a dos niveles: el popular de las clases trabajadoras de Buenos Aires y Montevideo, así como a los que bailaban en los establecimientos de moda con una orquesta en vivo y bebían champagne de barril.

Poco después, a principios del siglo XX, el tango empezó a extenderse también en Europa, convirtiéndose en un verdadero furor en París antes de hacerlo por todo el continente y regresar a la otra orilla del Atlántico para llegar a los EE.UU. Desde entonces, su popularidad ha sufrido los altibajos de la moda y la política. No obstante, recientemente, se ha producido un gran resurgimiento que le ha conducido de nuevo fuera de su país de origen. En la actualidad, el tango es tan popular que se considera una forma de arte en constante evolución capaz de hipnotizar por igual a jóvenes y mayores. En él, una pareja baila muy unida, sin tener comparación con las sutilezas del vals o del foxtrot. Inspirado en las tabernas de Génova, Nápoles y Marsella, el tango también está relacionado con la actitud orgullosa de la danza española, lo que le convierte en una combinación muy atractiva en la que la pasión y la emoción dan rienda suelta a la intensidad del romance y el amor humano.


  • Compartir artículo